SEARCH

SEARCH BY CITATION

Keywords:

  • conservation;
  • migration;
  • national parks;
  • planning capacity;
  • capacidad de planeación;
  • conservación;
  • migración;
  • parques nacionales

Abstract

Public agencies sometimes seek outside guidance when capacity to achieve their mission is limited. Through a cooperative agreement and collaborations with the U.S. National Park Service (NPS), we developed recommendations for a conservation program for migratory species. Although NPS manages ∼36 million hectares of land and water in 401 units, there is no centralized program to conserve wild animals reliant on NPS units that also migrate hundreds to thousands of kilometers beyond parks. Migrations are imperiled by habitat destruction, unsustainable harvest, climate change, and other impediments. A successful program to counter these challenges requires public support, national and international outreach, and flourishing migrant populations. We recommended two initial steps. First, in the short term, launch or build on a suite of projects for high-profile migratory species that can serve as proof to demonstrate the centrality of NPS units to conservation at different scales. Second, over the longer term, build new capacity to conserve migratory species. Capacity building will entail increasing the limited knowledge among park staff about how and where species or populations migrate, conditions that enable migration, and identifying species’ needs and resolving them both within and beyond parks. Building capacity will also require ensuring that park superintendents and staff at all levels support conservation beyond statutory borders. Until additional diverse stakeholders and a broader American public realize what can be lost and do more to protect it and engage more with land management agencies to implement actions that facilitate conservation, long distance migrations are increasingly likely to become phenomena of the past.

Optimismo y Retos para la Conservación Científicamente Basada de Especies Migratorias Dentro y Fuera de Parques Nacionales de E.U.A.

Resumen

Las agencias públicas a veces buscan ayuda externa cuando la capacidad de cumplir su misión es limitada. A través de un acuerdo cooperativo y colaboraciones con el Servicio de Parques Nacionales de E.U.A. (SPN), desarrollamos recomendaciones para un programa de conservación para especies migratorias. Aunque el SPN maneja ∼36 millones de hectáreas de suelo y agua en 401 unidades, no hay un programa centralizado para conservar a la fauna silvestre que depende de unidades del SPN y que también migran a cientos y miles de kilómetros de distancia más allá de los parques. Las migraciones están en peligro por la destrucción del hábitat, la cosecha no sustentable, el cambio climático y otros impedimentos. Un programa exitoso para contrarrestar estos retos requiere de apoyo público, alcance nacional e internacional y poblaciones migrantes florecientes. Recomendamos dos pasos iniciales. Primero, a corto plazo, lanzar o crear una serie de proyectos para especies migratorias de alto perfil que pueden servir como prueba para demostrar la centralidad de las unidades del SPN para la conservación en diferentes escalas. Segundo, a largo plazo, crear una capacidad nueva para conservar a las especies migratorias. La capacidad de creación involucrará incrementar el conocimiento limitado entre los empleados de los parques sobre cómo y dónde las especies o las poblaciones migran, las condiciones que permiten la migración y la identificación de las necesidades de las especies y la resolución de esto tanto dentro como fuera de los parques. La capacidad de creación también requerirá asegurar que los superintendentes y empleados del parque en todos los niveles apoyen la conservación más allá de los límites legales. Hasta que varias partes interesadas y la mayoría del público americano no se den cuenta de lo que se puede perder y hacer más para protegerlo y se involucren más con agencias del manejo de suelo para implementar acciones que faciliten la conservación, las migraciones a larga distancia probablemente se vuelvan un fenómeno del pasado.