SEARCH

SEARCH BY CITATION

Keywords:

  • Ecuador;
  • gender;
  • health;
  • politics;
  • race
  • Ecuador;
  • genero;
  • salud;
  • política;
  • raza

Resumen

En Ecuador, las mujeres de clase media, y cada vez más las de clase obrera, pagan gustosamente por tener una cicatriz. Las cesáreas que se hacen en las clínicas privadas les deja una cicatriz que es la marca de aquellas mujeres que no están sujetas al uso indigno de los devaluados servicios de salud pública. No es afirmar la ciudadanía per se lo que estas mujeres buscan con estas cicatrices, ya que en Ecuador la ciudadanía es particularmente denigrada en el ámbito médico. Esta cicatriz es más bien el signo de la posibilidad de diferenciarse de las masas de mujeres gobernadas, quienes necesitan hacer demandas ciudadanas de servicios sociales de las instituciones del Estado. Las cicatrices, y los cuerpos que las portan, ejercen una relación racializada con la nación. Los cuerpos morenos pueden aguantar el parto vaginal dentro de la disciplina de las maternidades públicas. Cuando las mujeres pagan por cesáreas, las cicatrices privadas las hacen más blancas y valiosas para la nación. Después de todo, no le han quitado nada al Estado.

Abstract

In Ecuador, middle-class women, and increasingly more working-class women, eagerly pay to be scarred. Cesarean sections carried out in private clinics leave a lateral scar—the mark of women not subject to the indignities of devalued public medical services. It is not citizenship per se that these women are after with their scars, since in Ecuador, citizenship, especially in the medical realm, is denigrated. Instead, the scar is a sign of a woman's ability to remain distinct from the governed masses who need to make citizenship claims for social services on state institutions. Scars and the bodies that carry them enact a racialized relationship to the nation. Browner bodies can withstand vaginal birth within the disciplines of public maternity care. When women pay for cesarean sections, the private scars make them whiter and more worthy of the nation. After all, they have not taken anything from the state.